Bodas | Bodas Reales

La boda de Eva y Eloy en los Jardines de Siddharta

14 mayo, 2018

La boda de Eva y Eloy en los Jardines de Siddharta representa el poder del querer y que queriendo se puede. Tuve el placer de compartir muchos buenos momentos con mi tocaya Eva en nuestros años de estudiante en la bonita ciudad de Granada. Ella era la representación fidedigna del dicho “los amigos de mis amigos son mis amigos”. Por lo que, que pasen los años, que nos reencontremos en la boda de nuestra amiga en común, y poder publicar su boda es algo especial.

Si para algo sirve un enlace es para representar la identidad de una pareja. Y como veréis en esta boda, la emoción de los novios, el cariño hacia sus invitados y los detalles del enlace, hacen ver que este sí que se dieron, sí será para siempre.

Disfrutad con todas las instantáneas. No os perdáis la emoción en el momento de la llegada de la novia: al guapo Eloy emocionado, a la bella Eva con su sonrisa radiante. Y divertíos tanto como ellos dándolo todo en su barra libre.

 

“Dicen que de una boda sale otra y en nuestro caso así fue. Eloy, mi marido, y yo nos conocimos hace unos 8 años durante la organización de una sorpresa para la boda de mi hermana y su mejor amigo. Ahí surgió la chispa entre nosotros.

Como en muchas relaciones, el principio no fue fácil, ya que yo trabajaba en aquel entonces fuera de España y él aquí. Los encuentros eran pocos pero preciosos. A pesar de las dificultades que supone llevar una relación a distancia, nuestro amor, esfuerzo y constancia nos hizo ver que estábamos hechos el uno para el otro. Tanto que tres años después decidimos que era el momento de unirnos para siempre.

¡Ay los preparativos! Al principio no sabía muy bien por dónde empezar pero poquito después todo fue tomando forma y de hecho, junto con la elección del vestido, fue una de las partes que más disfruté, la de organizar el día B.

Para personas indecisas a lo mejor la elección del vestido puede ser uno de los momentos más complicados, pero en mi caso todo fue rodado. Los vestidos son reflejos de las novias y por eso yo tenía bastante claro el estilo que quería. Después de echar una ojeada por internet, lo tuve claro: algo sencillo pero que encajaba perfectamente con mi personalidad. Lo encontré en Sant Patrick, el modelo Mima. Cuando entré en la tienda mi sorpresa fue que la chica que me iba a ayudar en la elección era la misma que lo hizo años atrás con mi hermana en el día de su boda …¿casualidad?, ¿destino? No lo sé, pero a mí me produjo mucha tranquilad y confianza, algo que lo hizo todo mucho más fácil.

Para el toque floral  elegí a Mónica, Mónica florista, con la que no tuve duda desde que la conocí, supo captar rápidamente lo que quería y el resultado fue mucho mejor de lo que había imaginado. Otra gran profesional que le encanta lo que hace y eso se nota en el resultado final. Aún conservo el precioso ramo que me hizo.

El artífice de las fotos que os he mandado también lo tuve claro desde que decidimos dar el paso de casarnos. A Fran, Fran Ménez, lo conocimos a través de unos amigos que decidieron apostar por él en su día especial, sin duda un acierto seguro. Es un gran profesional con el que encajamos desde la primera toma de contacto y que nos ha hecho un reportaje maravilloso

El sitio que elegimos, Jardines de Siddharta, nos encantó desde que fuimos a conocerlo, tanto por sus exteriores para la ceremonia civil como para la celebración en sí. Hicimos cuanto quisimos y todo estuvo cuidado al más mínimo detalle. Ho y desde estas palabras agradezco a Fani y a todo su equipo, que hicieron que todo saliera a la perfección.

Me vienen al recuerdo muchos nervios, incertidumbre, ilusión pero sobre todo mucho entusiasmo y amor. Fue lo que se vivió aquel 4 de agosto de 2017, un día tan especial que, por supuesto, volvería a repetir hoy mismo. Para mí el mejor momento, la cara y las lágrimas de mi hoy marido cuando me vio llegar en el día más feliz de nuestra vida.”

Felicidades a Eva y Eloy. Esperando que sean siempre felices como este día y tan guapos por dentro y por fuera.

Nos leemos pronto,

Eva


Espacio y catering: Jardines de Siddharta

Vestido novia: Sant Patrick

Fotógrafo: Fran Ménez

Florista: Mónica Florista

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: