Bodas | Bodas Reales

La boda en Cortijo las Veguillas de Esperanza y Rafa

3 noviembre, 2017

Hoy os traigo una de esas bodas que me encantan, que se preparan con toda la ilusión del mundo y que están llenas de detalles. Se celebró en el Cortijo las Veguillas, en Badajoz, y su enorme carpa presenció todo lo que se vivió en aquel día. Y hoy lo podemos ver nosotros gracias a las fotografías de Dani Rodriguez, espléndidas, me encanta la sensibilidad con la que fotografía adultos y especialmente a los niños, que suelen ser tan difíciles de captar.

No pierdas de vista los detalles, ni el relato de Esperanza, se pasaron la boda organizando cosas bonitas para los demás. Una verdadera boda #hechaconamor. Además que me encantan las novias con manicura de color, como la llevaba Esperanza.

Nos casamos el pasado 29 de Julio en la Parroquia Santa María de la Asunción de Guadalcanal, un pequeño pueblo de la Sierra Norte Sevillana del que soy natural. El convite lo realizamos en Azuaga, pueblo natal de Rafa,en el cortijo ” Las Veguillas” un lugar con un encanto especial. Decidimos hacerlo así porque ambos pueblos, aunque de comunidades distintas, están muy cerquita y así compartíamos un poquito.

Nos conocimos en Azuaga, desde el momento que nuestras miradas se cruzaron sentí que sería el hombre de mi vida . Rafa me pidió matrimonio en el cabo de Finisterre “Final de la tierra” justo cuando se ponía el sol de un precioso 10 de septiembre.

Desde el primer momento que fuimos a ver “Las Veguillas” nos quedamos hechizados por la magía que se respiraba, por la espectacular puesta de sol, por los diferentes espacios y  por los gerentes de la misma María, wedding planner, y Julio dos personas encantadoras que se han involucrado muchísimo.

El 29 de julio me desperté muy temprano no estaba muy nerviosa, pero quería vivir el día al máximo. Hablé por teléfono con Rafa como dos o tres veces, no podía quitármelo de la cabeza además de que su reloj, regalo de sus hermanos, lo tenía yo!! con el estrés del día anterior me lo había traído a Guadalcanal, por la proximidad de las poblaciones el decidió vestirse en su casa. Hasta el momento en que no llegaron las encargadas de la peluquería y el maquillaje, Rocio Morales y Elisa Moruno  (ambas profesionales de los pies a la cabeza) no empecé a ponerme nerviosa. El primer momento de emoción de ese día fue cuando mis compañeras de la facultad  me mandaron un ramo de flores con notas escritas.

A medida que iba pasando el tiempo mis nervios se ponían más a flor de piel pero era un sensación entre nervios e ilusión. Mucha ilusión. Cada vez que veía mi vestido colgado o a mi madre llena de entusiasmo se me soltaba alguna lagrimilla. El vestido era un diseño de Manuel Lobo un diseñador Extemeño. Desde el primer momento supe que era mi vestido, tenía claro que quería algo sencillo y que marcara mi personalidad, no quería verme disfrazada, las mangas eran elemento indispensable.

A lo largo de la tarde no deje de vivir millones de momentos emocionante. Uno de ellos  fue la llegada de mis amigas, Mis “CHICORRAS”. Ellas me regalaron un pulsera para que luciera ese día y fueron las encargadas de ponérmela, al igual que la llegada del ramo de mano de mi padre al son de ” Esta tarde se casa mi niña”. Tanto a mi casa como a casa de Rafa no dejaban de llegar familiares cercanos para disfrutar de nosotros y del ambiente que se respiraba.

Y llegó el momento, la llegada a la iglesia, iba como un auténtico flan. En el momento en que empezó a sonar el Aleluya cantado por mi Tia Mercedes acompañada por otros familiares al piano y guitarra no veía otra cosa que el altar y allí plantado a Rafa el novio más guapo del mundo con traje de la firma ” PROTOCOLO”, en ese momento lo único que quería era llegar a su lado y agarrarle muy fuerte la mano.

 La ceremonia fue preciosa, llena de momentos emocionantes. Julia, nos leyó unas bonitas palabras que hicieron emocionar a toda la iglesia al igual que Mari Carmen. El momento del “ Si quiero” con la melodía al piano de leyendas de pasión fue precioso.

 Pero no todo fue lágrimas y emoción, también hubo un momento de risas, un anécdota, la lentilla de Rafa le jugó una mala pasada y en mitad de la misa de manera un poco disimulada se la tuve que quitar!! El pobre no veía.

Pero aún quedaba lo mejor, algo que ni por asomo me podría imaginar, cuando salimos de la iglesia mi hermano nos cantó una Sevillana preciosa, fue un momento sin duda difícil de olvidar, hizo que todo el mundo llorara ” lágrimas de Felicidad” Rafa era un poco cómplice de ello.

El cortijo ” Las Veguillas” estaba precioso, la decoración rústica era impecable, las luces y velas daban un toque romántico fascinante. El catering elegido fue ” El palacio” solo tenemos palabras bonitas para ellos. Una bañera llena de botellines recibía a los invitados, mesas de ibéricos, quesos y un puesto de pescaito frito en vivo, todo buenísimo e impecable y un cóctel de bienvenida, en uno de los jardines del cortijo, donde no faltó la comida.

La cena se celebró en un carpa, entramos al ritmo de “trumpets” fue un momento muy divertido, todos los invitados se pudieron en pie al ritmo de la música, de la cual se encargó ” SPIRIT MUSIC” Dj animadores especialistas en boda. Estuvieron con nosotros también durante la barra libre. En cada uno de los platos había una pequeña nota de agradecimiento. De regalito dimos unas pequeñas navajas para ellos, y bálsamo y un espejito para ellas. También tuvimos un detalle con nuestros padres, abuelas y con unos primos que cumplían años.

La barra libre fue espectacular, SPIRIT MUSIC hizo que todo fuera perfecto, para la diversión de nuestros invitados pusimos chapitas divertidas y Un fotomatón ( FLASH FOTOMATON) que encanto a todos. Mi ramo lo entregué a mi prima Julia, nuestra mayor confidente durante todo este año de preparativos.

La apertura de la barra libre la hicimos con la canción de Alejandor sanz ” Deja que te bese” en ninguno de los ensayos nos quedó tan bien como aquella noche!! A mitad de la noche soltamos unos globos blancos con la música del circo del sol, fue el momento que elegí para cambiarme de vestido, esta vez un modelo estilo “velvet” creado por una diseñadora local.

Y llegaron más sorpresas. Un vídeo  precioso de los amigos de Rafa, una canción de Victoria, un espectacular baile de mis amigos y hasta una pedida.

Y todo esto captado por un profesional como la copa de un pino, DANI RODRIGUEZ, que nos hizo sentir en todo momento cómodos e hizo que se perdieran un poco los  nervios del momento.

Fue todo tan tan mágico, tan bonito, tan perfecto para nosotros, jamás nos hubiéramos imaginado que saldría como salió. Ahora solo nos queda las fotos, los vídeos y los recuerdos que no se borraran de la memoria nunca y ese SI QUIERO que repetiríamos millones de veces mas.”

 

Una boda preciosa y llena de detalles que la han hecho única! Miles de gracias por quererla compartir con nosotros.

Si tú también quieres tener una boda con los mejores proveedores del panorama nupcial español, descárgate gratis la Guía de la Novia pinchando en este link. Y si quieres saber un poco más sobre la guía, te lo contaba en este post.

Laura


Fotografía: Dani Rodriguez

Vestido de novia 1: Manuel Lobos

 Vestido de novia 2: María del Carmen Atalaya

 Zapatos de novia: Secretos de Novia

 Tocado: Julieta and Co.

Traje de novio: Protocolo

Catering: El Palacio

Finca: Cortijo Las Veguillas

DJ: Spirit Music

Fotomatón: Flash Fotomatón.

Coche: Adrián Muñoz

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: