Bodas | Bodas Reales

Juan y Carmen con su vestido Poydel

17 Abril, 2017

Esta boda es muy especial porque cuando Alvaro de Poydel me la mandó me enamoré a primera vista del vestido de Carmen que es una preciosidad. Me encantó el escote en la espalda y el detalle de los botones forrados en la parte superior de la cola!

Además es la primera vez que publico una boda en la finca Najaraya y de las super fotógrafas Click10 fotografía. Enamórate de todos los detalles de esta boda en Madrid.

Poydel



Álvaro, diseñador de vestidos de invitada y novia fue el elegido para crear el vestido de novia y nos cuenta esto sobre el diseño del vestido y algunos rasgos de la boda: “La siguiente frase que pronunció Carmen después de ¡NOS CASAMOS! Fue: “Poydel, prepara papel y lápiz porque tú vas a ser el encargado de diseñar mi vestido de novia”.

¿Y a quién mejor que a ella? Ya que no hay chicas en la familia… tuve el honor de poder hacer su vestido de novia, aunque no fue la única que lució un Poydel ese día, ya que invitadas como la madrina, madre de la novia,  algunas amigas y familiares también quisieron apostar por Poydel  para un día tan especial.

La idea estaba clara desde el minuto cero, tenía que ser elegante pero actual, sencillo pero sofisticado y por supuesto tener la esencia  Poydel.

El vestido en crepe de seda, de líneas rectas y con algunos  detalles como filos de cobre en mangas, espalda abierta y detalle de giro delantero  hacían que el vestido fuera especial,  pero sin duda alguna y como no podía ser de otra manera, lo más característico del vestido es la cola, adornada por 6 grandes botones forrados a tono.

Todo el proceso fue una experiencia muy emocionante para mi, desde diseñar el boceto hasta vestir a Carmen en día de su boda. Cierto es que ella lo puso muy fácil, lo más importante para un diseñador es que la clienta confíe ciegamente en él, y así fue.

En la  misma línea del vestido tenían ir maquillaje y peluquería. Discreto, sencillo, elegante, fresco, natural, son adjetivos que describen tanto al maquillaje como al peinado. En cuanto a la peluquería, Carmen confío en Pedro Díaz que fue el artífice de realizar su peinado de novia, un moño bajo adornado con una mantilla familiar con historia.

Por otro lado, el maquillaje estuvo en manos de JQ Estilistas. Natural, fresco, sencillo son palabras que definen el maquillaje de Carmen, haciendo hincapié en unos ojos expresivos que no dejaron de brillar en ningún momento.

La bata que luce Carmen mientras la maquillan fue un regalo de dos amigas que a su vez fueron testigos en la ceremonia. Se trata de una bata corta de seda natural en color blanco de Intimissimi.

Aunque en Poydel todavía no teníamos el diseño del vestido, una tarde estando con Carmen de compras surgió el flechazo al ver unos zapatos en color cobre con pulsera al tobillo, firmados por Castañer, combinación perfecta de estilo y comodidad, ya que son muchas las horas que se pasan encima de unos tacones.

Dicen que en las bodas hay que llevar algo prestado y en el caso de Carmen fue la mantilla de su bisabuela que ella, al igual que sus hermanas y sus primas, lució radiante junto a su vestido de novia. Los pendientes, de esmeraldas verdes, y las alianzas fueron un regalo de su madre. Los suegros de Carmen le regalaron una pulsera de oro con su inicial. En las fotos podemos ver también el anillo de pedida que Juan regaló a Carmen, se trata de un anillo de oro blanco con 9 diamantes del joyero Javier Gómez de Zuloaga.

Floristería Las Dalias fueron las encargadas tanto de la decoración floral de la iglesia de San Miguel de Arcángel en Las Rozas de Madrid, como del ramo de novia. La iglesia decorada con hortensias y rosas blancas, margaritas y peonías daban un toque fresco y suave. El ramo de la novia estaba compuesto por rosas de jardín, verónicas, astrantia y camelias.

Uno de los momentos más emotivos en una boda es cuando la novia entrega el ramo, en el caso de Carmen hubo varias entregas muy especiales. Por un lado un ramo fue para su mejor amiga y otro para la novia del mejor amigo de Juan. Por otro lado hicieron entrega de dos ramos muy especiales para sus respectivas madres, fue un momento muy emocionante ya que las madres no se esperaban esta bonita sorpresa.

La fotografía estuvo en manos de Click10, que supieron captar cada momento de la boda desde los primeros minutos hasta el final.

“De Madrid al cielo” Es lo primero que se te ocurre cuando visitas la Finca Najaraya. Carmen y Juan sabían que era una apuesta segura y no sólo por sus increíbles vistas a la ciudad sino porque conocían bien el sitio ya que asistieron como invitados anteriormente. La cena tipo cóctel para unos 200 invitados, realizada por la empresa Aga Catering Gourmet, hizo que el ambiente fuera muy distendido, familiar y dinámico.

Tu Decoración Original, fueron los encargados tanto de la decoración como del mobiliario y las flores de la finca, adornada con un camino de farolillos que te llevaba a un precioso bodegón de bienvenida con un aspecto rústico que combinaba madera y flores a la perfección. Y por último, el rincón de photocall aderezado con farolillos, velas y una gran luna.

Una boda perfecta.”

Espero que os haya gustado esta boda tan bonita en Las Rozas de Madrid con este vestido tan original de Poydel.

Laura


Fotografía: Click 10

Vestido de novia: Poydel

Bata: Intimissimi

Maquillaje: JQ Estilistas

Peluquería: Pedro Díaz

Zapatos: Castañer

Lugar de celebración: Finca Najaraya

Decoración Finca: Tu Decoración Original

Floral: Las Dalias

 

 

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: