Bodas | Bodas Reales

La boda hipster de Cristina y Kenneth

23 Enero, 2017
boda-hipster

Una boda hipster de dos locos enamorados. Dos personas que, en cuanto veas su boda, te vas a dar cuenta de lo auténticos que son. En todo. En los ojos de ella, en la sonrisa de él, en los momentazos, en las lágrimas y los abrazos. Lo que pasó en la boda hipster de Kenneth y Cristina es real. Como ellos. Es tan real que te van a enamorar desde que les veas juntos por primera vez porque Rebecca Scabrós – The northern Girl y Fénix Visual los retrataron tal como son y no te los puedes perder.

Además de un estilazo brutal y ser fotogénicos hasta casi llegar a odiarles, tienen unas fotos super emocionantes, un vídeo emotivo y rockero a la vez y unos invitados entregados. Y lo que mola ya del todo es el relato de Kenneth, el novio! He tenido verdaderos problemas para elegir unas fotos… Me gustaban absolutamente todas! Ahí lo dejo, hay muchas. Disfrutad… Al final de las taitantasmil fotos, está el relato y los créditos! No te pierdas nada!

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster novio

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster
boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

boda hipster

¿No os parece una pareja super auténtica? A mi me han encantado!

También os dejo el vídeo de esta boda hipster de Fénix Visual

 

Kenneth, el novio, nos cuenta: “Cris y yo nos conocimos en una cena de amigos y dos años después un amigo propuso un viaje a Bilbao, todo fue risas y detalles. Cris y yo congeniamos como un zapato al calzo y sin quererlo pero queriendo a la misma vez aclaramos nuestros sentimientos en un bar en Bilbao. El bar era de rock, había guitarras firmadas por Hendrix, John Lennon, Jagger entre otros grandes. La noche, las birras, las risas y, claro está, los ojos de cada uno hizo que todo cuajara, y entre cigarrillos, birras y rock nos dimos nuestro primer beso.

Aunque Cris y yo nunca quisimos casarnos antes de conocernos, algo en nuestra relación hizo que las cosas tomaran otro camino. Un día decidimos casarnos y nos fuimos a Tailandia y ahi le pedi la mano,  sentados una mañana antes de irnos a Bangkok, en la mesa de un restaurante a la orilla de la playa de Koh Lipe que solo tiene playas cristalinas y azules y todos lo hoteles dan a la playa con aspecto caribeño y asiático playero. Yo no tenía aun el anillo de compromiso pero no era motivo para no pedírselo, así que se lo pedí, ahí, en aquella mesa a la orilla del mar.

Siempre quisimos una boda familiar y cercana, donde fueran nuestros mas cercanos amigos y familiares los que la disfrutaran con nosotros. Decidimos que tuviera solo 50 personas y que fuera de estilo campestre-bohemio y también decidimos hacerlo todo nosotros. La ubicación fue un Hotel llamado La Antiga en el Pueblo de Calafell. Nos encantó porque tenia un jardín bastante amplio con mucha vegetación y un buen restaurante que llevaba el mismo dueño llamado Salvador. Al lado tiene una Iglesia del estilo medieval y en frente está el Castillo de Calafell también de la misma época. Un sitio ideal para casarnos.

La decoración de la boda estaba inspirada en bodas bohemias-campestres con toques de madera, botes vidrio reciclado los cuales utilizamos como porta velas, tanto en las mesas como colgando de las ramas de los arboles del jardín. Muchas maderas de pallets fueron recicladas con los que construimos mucha de la decoración como carteles, postes de señalización, el marco de las mesa y la mesa de la chuches. Utilizamos las cajas de frutas de madera para la colocación de las flores y también como relleno. También con dos laminas de tronco realizamos un porta anillos para el padrino.

El Taller de les Flors fue la encargada de suministrarnos las flores de los centros de mesa, corona de la novia, ramo de la novia, ramos de las madres, y centros que adornaban los rincones del jardín. Marina fue la encargada de ayudarnos a seleccionar las flores idóneas, ella y su gran equipo nos dio consejos de como mezclar y que no mezclar según que flores. Su profesionalidad fue clave para conseguir lo que queríamos.

Cristina no queria gastar una gran suma en una prenda que solo utilizaría una sola noche pero a la vez quería que fuese un vestido que le gustara y que fuera de estilo bohemio y romántico. Tenía muy claro lo que quería pero en la tiendas convencionales no consiguió lo que buscaba por lo cual decidió buscarlo por sí misma por la web. Buscó y buscó y todo se excedía del presupuesto fijado y ya casi al darse por vencida, un día probó en la página de Asos, y ahí estaba el vestido que Cristina había deseado para su boda. En un par de días Asos le había mandado el vestido. Cristina al probárselo solo tuvo que hacerle un recogido de la parte baja y añadirle un cinturón como detalle que eligió en la Mercería Santa Ana en Portal del Angel en Barcelona. Como zapatos Cris decidió llevar sandalias planas de Carlos Reula para poder disfrutar de la noche.

Yo quería tener un toque de los años 20 con un poco de hipster el cual también pegaba con lo bohemio y campestre del estilo del vestido de Cris. Los pantalones, la camisa y los zapatos son de Zara, y el chaleco marrón de Dh Gates con estampado de cuadros pequeños y pajarita del mismo color. Debajo llevaba unos tirantes de botones marca Dustin al mas puro estilo años 20.

La noche estuvo animada por Sonica al igual que la iluminación. Nos costó mucho conseguir una empresa que estuviera en nuestro presupuesto pero después de buscar mucho, los conseguimos. Cristian, el dueño, es un persona con la que puedes comunicarte fácilmente y ademas un diestro de los platos. Con él aclaramos que el estilo de la boda sería de Indie rock y que las luces serían como las de un fiesta campestre. Una vez mas su profesionalidad es digna de un maestro, sabiendo y estando en todo momento atento de lo que necesitaba la noche para que estuviéramos todos a gusto.

Pero todo esto son solo detalles. Lo importante para nosotros fue la gente que estuvo allí, que lloró, rió, bailó, besó y abrazó como nadie. Gracias a todos.

Ya lo dije “siempre quise una chica rubia, con ojos azules y que se llamara Cristina.” “

Gracias pareja por querer compartir vuestra boda.

Y gracias Kenneth por contárnosla, me encanta cuando el novio es el que nos cuenta el día de su boda.

You rock guys!!

Laura


Fotografía: The Northern Girl – Rebecca Scabrós

Vídeo: Fénix Visual

Restaurante: La Antiga

Vestido de novia: Asos

Ramo, corona floral y deco floral: El Taller de les Flors

Zapatos novia: Carlos Reula

Traje del novio: Zara

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: