Bodas Reales | Postbodas

Lidia y Adrián, su post boda en Segovia.

18 Noviembre, 2016

Segovia tiene lugares espectaculares para hacerse fotografías de boda, y hoy Lidia nos enseña con sus fotografías de post boda en Segovia que en los rincones menos conocidos puede haber lugares perfectos para crear una historia de amor.

Las fotografías, otoñales y muy muy bonitas, son de Tuyo Producciones y están a la altura de esta historia de amor de cuento. Gracias Lidia por enviármela! 

lidia-adrian-postbodaii-tuyo-producciones-3-medium

lidia-adrian-postbodaii-tuyo-producciones-13-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-39-medium-2
lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-42-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-44-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-48-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-49-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-54-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-55-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-65-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-66-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-75-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-76-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-81-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-88-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-89-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-93-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-94-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-95-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-96-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-107-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-108-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-110-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-111-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-128-medium-2
lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-129-medium
lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-148-medium

lidiaadrian-postboda-tuyoproducciones-158-medium

Lidia y Adrián se casaron en septiembre de 2014. El reportaje en fotografía y vídeo que encargaron a Tuyo Producciones les permitió conservar esa felicidad irrepetible a través de la hermosura de un retrato sincero y delicado. Y fue la chispa de ese recuerdo lo que les llevó a decidir esperar un año para realizar la sesión fotográfica postboda y poder así revivir, pasado el primer aniversario, con otra perspectiva, pero el mismo gusanillo de adrenalina al “enfundarse” los trajes nupciales, la magia de su celebración.

Tenían claro que deseaban un reportaje en otoño, con la caída de la hoja y el arcoíris de tonos cálidos al que da lugar. Buscaban un espacio singular, donde captar todo el encanto de la estación; una sesión diferente con la que disfrutar de una experiencia de cuento. Al fin y al cabo, toda boda es una historia, la culminación de esta, y eso siempre merece una celebración desde el más bello “érase una vez”, y hasta el más sentido “colorín, colorado”.

Historias de Romanticismo, de príncipes y princesas y finales felices que siempre estuvieron en los juegos infantiles de Lidia; que crecieron con ella hasta encontrar a Adrián. Y juntos encontraron el escenario perfecto para escribir una nueva página de su relato en el albergue de la localidad segoviana de San Rafael, situado a menos de una hora de Madrid. Se trata de un edificio de aire decimonónico, construido a partir de los sillares de una antigua iglesia que fue adquirida, a comienzos del siglo XX, por un célebre doctor, el cual hizo de ella su mansión en el paraje conocido como Arrollo Mayor.

Actualmente el establecimiento forma parte de la red de albergues juveniles, pero su majestuosidad sigue impresionando a todo el que lo visita, embargado por la sensación de adentrarse en el rodaje de una película de época. Sus azoteas de granito y forja, sus arcos apuntados, sus columnas y el rosetón que preside las vistas exteriores desde el ala sur complementan a la perfección el estilo rústico y hogareño, aunque no menos magnificente, de sus interiores. Lidia y Adrián respiraron el encanto del salón y la calidez que imprimen las maderas y cortinas de sus muebles y ventanas antiguas junto a la chimenea. Recorrieron sus escaleras como quien se adentra en otro tiempo; renovaron sus votos frente a un balcón centenario y se asomaron a la belleza de un paseo a través de los años por repisas y barandas, y farolas que iluminan el paso de la vida y encandilan la esencia inmortal de quien las mira, enamorado.

Por el manto multicolor que regalan cada octubre los ancestrales gigantes naturales que vigilan la finca, como una ofrenda de sus ramas al paisaje. Completaban la escena el espectacular ramo de novia, en una línea completamente otoñal, que Un Patio con Flores elaboró para la ocasión (a juego con el prendido del novio) en flor algodón, brunia y brezo, así como algunos elementos de atrezo.

Del estilismo de la novia se encargó Megart Makeup.

Un cuento de una tarde de otoño del que Tuyo Producciones dejó un espectacular testimonio fotográfico.

Si os ha enamorado este espacio, estáis de enhorabuena, dado que ha comenzado a alquilarse en exclusiva para celebraciones. Actualmente, Lidia se dedica a la organización de eventos en Violetas en el Asfalto y podéis consultarle cualquier cuestión al respecto. Especialista en celebraciones singulares, en entornos rústico-bucólicos, bohemios o de aire industrial-chic, le apasionan los espacios con encanto y siempre está en busca de escenarios que escapan a lo estándar, pero que, engalanados de fiesta, dan lugar a auténticas obras de arte y marcan la diferencia de una boda con personalidad propia. Lugares donde llevar a escena tus sueños sin empeñar una fortuna, conjugando inspiración y esfuerzo.

Su proyecto, Violetas en el asfalto, se propone acercar el diseño de eventos a todas aquellas parejas que, independientemente de cuáles sean sus recursos, derrochan una enorme ilusión por celebrar su amor. Su lema es que la ilusión lo cambia todo y que siempre hay una forma de recrear los sueños. Los vuestros serán los suyos y juntos conseguiréis que vuelen alto.

/Laura

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: