Bodas | Bodas Reales

El vikingo, yo y nuestro 21 de Septiembre

21 Septiembre, 2015

Necesitaba escribir este post y contar cómo sentí yo misma los preparativos y el día de nuestra boda. Coincide con nuestro segundo aniversario, hoy 21 de septiembre, y, aunque he tardado mucho en escribirlo, quiero hacerlo hoy porque creo que las alegrías compartidas son dobles. Y mas aún que este año al vikingo y a mi nos pilla la vida separados, a él en Estocolmo y a mi en Madrid, por eso lo escribo a modo de celebración.

Porque en realidad, lo que creo es que la boda es una celebración, una celebración del amor.

Para mí, una boda no es firmar un papel y legalizar un estado civil. No. Y se que algunas lo creen así, no pasa nada, lo respeto. Nunca he sido excesivamente romántica, pero veo las bodas como un total #lovewins.

Y no es que el amor solo triunfe en una boda, el amor triunfa sin ser necesaria una boda y además se que el amor triunfa en muchas otras ocasiones, cuando se cuida a un ser querido, cuando tenemos un hijo, cuando nos compadecemos de alguien a quien no necesariamente conocemos y le ayudamos… Se me ocurren muchas buenas acciones en las que el amor gana que no están para nada relacionadas con una boda.

Pero este blog va de bodas, y este post, de la nuestra.

Estuve muy emocionada durante los preparativos, además involucraba al vikingo siempre que podía, queríamos una boda muy nuestra, y, dado que hemos viajado tanto – separados y juntos – decidimos hacer una boda viajera. Con muchos detalles, con muchas cositas handmade y con mucho de nuestra personalidad, sobre todo, con muchas risas. La gente que nos conoce sabe cómo somos y nos gustaba que pudieran reconocernos durante la celebración.

Es cierto, que al yo haberme mudado a Suecia y estar un año sin trabajar condicionó nuestro presupuesto, pero no dejamos que un presupuesto bajo nos bajara el animo, se pueden hacer muchas cositas sin arruinarse.

Mi vestido lo compré en Pronovias, ya que no podía viajar muy a menudo a Madrid, y sabía que no podría hacer muchas pruebas, he de decir que elegí un vestido que me quedaba bien en mi talla y no hubo que hacer muchos retoques. Pronovias siempre es un acierto cuando se refiere a prêt-à-porter. Mi hermana me regaló los pendientes y brazalete de Swaroski y los zapatos de cuña fueron de Mango.

Ya que la mitad de los invitados vendrían de Suecia a Madrid, decidimos hacer una boda de día; no me arrepentiré nunca. Empezamos prontito el día con el first look, las fotos y después una ceremonia, como si nos casaramos de nuevo (aunque en realidad era solo una representación, pues ya nos habíamos casado, si quieres ver nuestra boda civil pincha aquí). El hecho de pasear por Madrid, la ciudad que me vio nacer, vestida de blanco, me hizo especial ilusión.

Pero mas ilusión me hizo pasar tanto tiempo con los invitados, estuvimos un par de horas tomando un cóctel en Fontecruz Majadahonda Las Rejas, hacía calor y la gente estaba feliz. Hicimos muchas fotos, aunque parecen pocas, y nos reímos muchísimo. La verdad es que cuando empezó la boda me di cuenta que una boda es alegre por la gente que ha estado allí, y nosotros solo teníamos gente a la que queríamos muchísimo. Eso sí, la gente que me quería tanto casi me deja sin probar en jamón, menos mal que mi salvador Diego me trajo un poquito, que si no, ni lo cato!

Me di cuenta de lo mucho que me habían apoyado mi hermana y mi madre, que estuvieron ahí ayudándome a organizar, ellas desde Madrid y yo desde Estocolmo. De mi padre, que quizá fue el mas dispuesto a moverse donde hiciera falta para conseguirme papeles, detalles, caballetes, rotuladores e infinidad de paquetes que llegaron a su oficina…

La comida, ya a las 3 de la tarde y muy a la española, fue divertida y muy animada. Al ser suecos y españoles, nosotros teníamos miedo de que fuera aburrida o que la gente no se mezclara, pero conseguimos que eso no pasara haciendo un juego con preguntas. Cada comensal tenía que escoger una tarjeta con una pregunta sobre alguien de otra mesa (casi siempre cruzando preguntas entre españoles y suecos) y averiguar su nombre para escribirlo en la tarjeta, así se rompía el hielo entre ellos y fue una locura de gracioso ver a nuestros amigos moviéndose de aquí para allá con el fin de contestar las preguntas. Divertidísimo! Lo celebramos en el Restaurante Noah, donde yo había trabajado y donde sabía a la perfección que la comida no podía ser mejor, hasta tres invitados nos hablan del solomillo en el libro de firmas! Siempre estaré muy agradecida a la familia Paredes. Fue estupendo celebrar la boda con calidad en el menú y en las personas que ahí trabajan.

Y yo estaba ahí, observando a todas esas personas a las que quería, ebrias de tantas risas, de tanto amor, de tantos besos y abrazos y me sentía feliz. Muy feliz. Extremadamente feliz de tener a mi vikingo a mi lado, a mi hermana al otro y al frente todas esas personas que nos estaban demostrando que nos querían, que les importamos mucho y que querían estar ahí el día de nuestra celebración de amor. A veces, miraba a mi alrededor y solo veía a gente que me importa, gente a la que quería ahí, cerquita, y me sentía feliz.

Me di cuenta que ya no importaba tanto el vestido, el peinado, las flores, las cosas. Importaba que ellos estaban ahí, con nosotros, y que hubieran estado ahí aunque nos hubiéramos casado en un búnker! Recuerdo las lagrimillas de mi madre, mi abuela y mi suegra cuando les regalé unos ramitos de flores para decirlas que las quiero. O el baile con mi tía, quizá el primero de hacía muchos años, cómo nos reímos y lloramos de alegría. O el juego de nuestros amigos, o las polaroids de la boda…

También me di cuenta de cuánto nos quieren muchas personas, que quizá no eran la familia mas directa, pero que nos escribieron unas tarjetas y cartas preciosas o regalaron cosas muy valiosas que verdaderamente nos sorprendió y de lo que estamos muy agradecidos. No vamos a olvidar aquellos regalos generosos y del corazón.

Por eso, en mi opinión personal, es cierto que yo quería una boda con detalles, elegante, “con esto y con lo otro“, pero al final del día, cuando se apagan las luces y te quitas los tacones, lo que queda es tu marido y la gente que te da un abrazo y un beso y te dice que te quiere.

Por eso, cuando te cases, disfruta, pero tómate el tiempo de saborear el momento, de agradecer a los tuyos y, si puedes, alarga la boda, porque muchas novias concordarán conmigo en que ese día se hace extremadamente corto…

boda-ella-se-viste-de-blanco (2)

boda-ella-se-viste-de-blanco (3)

boda-ella-se-viste-de-blanco (4)

boda-espanola-sueca-antes (2)

boda-ella-se-viste-de-blanco (5)

boda-ella-se-viste-de-blanco (6)

boda-ella-se-viste-de-blanco (8)

boda-ella-se-viste-de-blanco (9)

boda-ella-se-viste-de-blanco (10)

boda-ella-se-viste-de-blanco (11)

boda-espanola-sueca-antes (1)

boda-espanola-sueca-antes (3)

boda-espanola-sueca-antes (4)

boda-espanola-sueca-antes (5)

boda-espanola-sueca-antes (6)

boda-espanola-sueca-antes (7)

boda-espanola-sueca-antes (8)

boda-espanola-sueca-antes (9)

Evb RobertLaura (55)

Evb RobertLaura (56)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (2)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (6)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (4)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (5)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (7)

boda-ella-se-viste-de-blanco (12)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (8)

boda-ella-se-viste-de-blanco (13)

boda-ella-se-viste-de-blanco (14)

boda-ella-se-viste-de-blanco (15)

Weddingphotos-348

Weddingphotos-357

Weddingphotos-359

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (17)

boda-ella-se-viste-de-blanco (1)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (12)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (13)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (14)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (15)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (16)

Evb RobertLaura (34)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (19)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (18)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (26)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (27)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (28)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (29)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco(29a)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (30)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (31)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (33)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (34)

boda-espanola-sueca-ella-se-viste-de-blanco (38)Evb RobertLaura (54)Weddingphotos-628

 

Feliz 21 de septiembre bebé.  Te amo.


Vestido de novia: Pronovias

Peluquería y manicura: Marco Aldany Majadahonda

Joyas: Swarovski

Anillos: Joyería Karmany

Traje del novio: Zara 

Ramo: Verdecora

Lugar de la ceremonia: Fontecruz Majadahonda

Lugar del banquete: Restaurante Noah

Fotografía: John Jessen & Sandra Barbeyto

Invitaciones y libro de firmas: Cesar Casado

 

  1. Me ha gustado…TODOOO!! Preciosísima Laura. Los detalles y el cariño con que lo cuentas. Qué dulce. Hasta se me han saltado las lágrimas con la foto en la que estas caaasi llorando. Ya las había visto pero me han vuelto a encantar. ?

  2. Ay Laura! estabas guapísima, una boda preciosa y una fotos muy divertidas, llenas de detalle y que transmiten todo lo que cuentas en el post.
    Estoy totalmente de acuerdo contigo, al final del día no piensas en todas los detalles que has estado organizando durante meses, ni tienen valor las cosas materiales, solo merece la pena la felicidad y el amor que has recibido de tus familiares, amigos y de tu marido. Nuestra boda también fue muy nuestra, la organizamos 100% entre los dos y eso nos hizo vivirla con más emoción e ilusión si cabe.
    Enhorabuena a los dos!!! Desprendéis felicidad y amor a raudales y eso es el mayor secreto para que continúe siempre.

    Un abrazo.

    1. Oh! Mil gracias por comentar en este post Ana! Que alegría me da que estés de acuerdo conmigo, las bodas las hace la gente que está y no las cosas. Gracias por tu comentario, me has alegrado el día, así, bien de mañana! Un besito y mil gracias por comentar!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: