Inspiración | Invitadas | Novias

Bodas “unplugged” sí gracias.

4 Septiembre, 2015

Este es un tema un poco controvertido…. Pero creo que cualquiera que lo lea podrá entender mi tono y además, no espero que todas estemos de acuerdo.

Es el tema de los móviles en las bodas. Si, es cierto, el móvil se ha convertido en una extensión de los cuerpos (si no, viaja en cualquier metro del mundo para darte cuenta que ya nadie mira a nadie, todos miran fijamente sus manos derechas, con el reflejo de las pantallas en sus ojos o gafas…) pero bueno, ese sería un tema para otro post, quizá en otro blog.

El caso es que yo lo reconozco, yo también soy de las que va con el móvil a todas partes y ya ni leo periódico ni veo el tiempo en la tele, todo está en el móvil, especialmente Instagram, que me tiene enganchadita y lo reconozco.

Pero hay un fenómeno que se está dando cada vez mas en las bodas… Las fotografías/grabaciones con los móviles en masa… Sobre todo durante la ceremonia… cuando la novia entra por ese pasillo lleno de familiares y amigos ya no ve caras, ve móviles. Y cuando sale casada por ese mismo pasillo, no ve sonrisas, ve móviles. Y el fotógrafo haciendo malabares para tirar fotos en las que no se interpongan estos aparatitos electrónicos que tanto amamos.

Yo, personalmente, estoy a favor de vetar los teléfonos móviles en algunas partes de la boda – realizar bodas unplugged o semi unplugged. Especialmente en la ceremonia y si me pongo, hasta en el primer baile. Sí, que la gente se olvide de tirar fotos, que disfrute el momento, que sonría a los novios, que les grite un “guapos”, que aplauda y que dejen al fotógrafo hacer su trabajo.

Es cierto que ahora con instagram a las parejas les gusta elegir un hashtag para su boda (yo también lo hice!), pero que no se nos escape de las manos o tendremos mesas de 8 comensales con smartphone en mano! Porque en realidad, hay momentos en los que se pueden hacer fotos: después de la ceremonia, durante el cóctel, en la cena… y poner tantos hashtags como queramos!

Por eso, a las que concuerden (aunque solo sea un poquito) conmigo, les propongo 3 ideas para que tus invitados no usen el móvil durante la ceremonia y el baile!

  1. Pon un cartel o una pizarra y escribe un mensaje divertido y respetuoso como este: ” David y Elena (o quién/quienes sean tus fotógrafos) son fotógrafos y les hemos pedido que vengan hoy… Por eso, deja tu móvil a un lado, por favor. Nuestra ceremonia solo necesita dos cámaras <3 ” “Hoy es nuestro día, pero no nos gustaría ser el centro de atención, tu móvil puede descansar durante nuestra ceremonia, disfruta con nosotros!” “Profesionales trabajando, ahorren sus baterías del móvil para después de la ceremonia” “Queremos ver vuestras caras, no vuestros móviles, apágalo un ratito e iluminanos con tu sonrisa!
  2. Que el maestro de ceremonias o nuestra dama de honor haga un pequeño anuncio de este tipo, divertido y con humor para pedírselo a los invitados.
  3. Que el DJ diga unas palabras divertidas antes del primer baile para que no haya flashes que puedan molestar o incluso arruinar al videógrafo o al fotógrafo que, por cierto, sin duda alguna van a grabar y fotografiar mil veces mejor que con cualquier smartphone!

Bueno, pues esto es lo que se podría hacer para evitar momentazos como este “no sin mi iPhone”

DAMIONHAMILTON

Fuente: Damion Hamilton

¿Vosotras qué pensáis sobre este asunto?

¿Os parece una idea descabellada o razonable?

¿Os atrevéis a hacer una boda unplugged o semi-unplugged?

//Laura

  1. Totalmente de acuerdo. Me casé hace dos años y para mí la privacidad era lo primero, así que pedí a mis invitados que por favor no compartiesen fotos de la boda en redes sociales. Ya los fotógrafos nos pidieron poder subir las fotos a su blog y aunque no nos apetecía sabíamos que mostrar su trabajo es una oportunidad para que otras parejas casaderas se fijen en ellos. Total que maldita la gracia cuando he visto mis fotos en otros blogs, las han cogido sin citar y sin pedir permisos ni nada… Hubo hasta un blog de bodas inglés, muy conocido, que quiso sacarnos. Las condiciones eran enviarles un porrón de fotos (unas 400) y después ellos elegían. No rotundo.

    En fin, que me voy del tema. Aunque no queríamos nuestras fotos en redes sociales, no tuvimos en cuenta las dichosas manitas con los móviles en alto. Y salen en la mayoría de fotos, por no hablar de que MI MADRE quiso captarlo todo con su movil del pleistoceno… Total que sale en todas las fotos con las gafas puestas (para ver qué estaba sacando), móvil en alto. ¡Por poco la mato! Por no hablar de que la calidad de dichas fotos es tan pésima por el modelo de aparato que no sirven para nada. Dos años después, cada vez que me acuerdo, ¡trago bilis!

    1. Hola Isa! Gracias por tu comentario! Siento lo que me estás contando sobre tus fotos en ese blog… Tu boda tuvo que ser increíblemente bonita e inspiradora! A toro pasado… Tómalo como un cumplido, si la publicaron, aunque mal hecho y no justificable, fue porque les gustó mucho.
      La verdad es que yo también tengo fotos así, con invitados tomando fotos (si, muchos también con móviles que…) por eso creo que sería estupendo intentar mitigar los efectos de este boom!
      Gracias por contestar!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: